Préstamos personales contra bancarios

Préstamos personales vs Préstamos bancarios

Anónimo / hace 5 años / 2 comentarios

Los préstamos bancarios están cada vez más en desuso. Por una parte, por las propias entidades bancarias. Y es que, tras la crisis, fueron muchos los que empezaron a cerrar el grifo del crédito. Por otra parte, porque las personas ya no se fían de las entidades bancarias y cada vez con más frecuencia apuestan por otro tipo de vías para financiarse. Es por eso que la solicitud y concesión de los préstamos personales que ofrecen las entidades financieras online, aumentan exponencialmente año tras año. Y así seguirá siendo en un futuro.

Préstamos bancarios: ventajas y desventajas

Los préstamos bancarios permiten financiar la compra de bienes y el desarrollo de proyectos de una sola vez. Es decir, para cualquier inversión que requiera de grandes cantidades, los préstamos bancarios pueden ser tu única opción. Gracias a esas grandes cantidades de dinero, muchas empresas pueden despegar y hacerse mucho más fuertes, evolucionando más rápido. También permiten a muchos particulares comprar casas o terrenos gracias a estos préstamos bancarios.

Sin embargo, si atendemos a casos en los que no sea necesaria una gran inversión de dinero y sólo se requieran pequeñas cantidades, los préstamos bancarios no ofrecen buenas soluciones. En este sentido, los préstamos bancarios cuentan con grandes desventajas. La lentitud en la concesión de los préstamos; las tasas, intereses o comisiones; la limitación de horarios; lo difícil que es acceder al crédito para muchas personas que lo necesitan con urgencia; la excesiva documentación que piden, las mil preguntas que te pueden hacer o la incertidumbre que produce no saber si te concederán el crédito son, tan sólo, algunas de las grandes desventajas que supone contratar un préstamo bancario para estos casos en concreto.

Préstamos personales: ventajas y desventajas

Por su parte, los préstamos personales en línea son una gran opción para esos casos que comentamos. Casos en los que se necesita una pequeña cantidad de dinero para afrontar cualquier deuda que necesita ser finiquitada con urgencia o para cualquier otro gasto imprevisto que haya podido surgir. Por lo que si estás buscando altas cantidades de dinero para, por ejemplo, comprar una casa o un terreno, estos préstamos personales no son la mejor opción.

Sin embargo, las personas apuestan hoy en día por una economía más estable, pensando más en el corto plazo y sin poner en riesgo su futuro. Por eso, si lo que necesitas es una pequeña cantidad de dinero para solucionar una situación económica delicada pero puntual, los préstamos personales en línea son tu mejor opción. Por la agilidad en las gestiones, ya que tan sólo tienes que rellenar un pequeño formulario. También por su facilidad y su rapidez, ya que en sólo dos pasos y unos cuantos clicks, podrás tener tu dinero en tiempo récord. Pero también por ser un producto financiero sencillo, transparente y que todo el mundo entiende. Y, por supuesto, por su comodidad, ya que no tendrás que desplazarte a ninguna entidad física, pudiendo realizar todas las gestiones online, evitando así las colas de los bancos, que te hagan recopilar documentación y la consiguiente limitación de horarios.

Préstamos bancarios vs préstamos personales

Resumiendo, si lo que estás buscando es solventar un pequeño apuro económico o comprarte algo que no te puedes permitir ya que tu economía está muy ajustada, los préstamos personales en línea son tu mejor opción. En la misma línea podrás encontrar también los créditos para motocicletas o los préstamos personales para autos que en principio sirven para lo mismo.

Podrás conseguir esa inyección económica que te ayudará a llegar a final de mes sin tener que involucrarte en un préstamo que ponga en jaque tu economía a largo plazo. Un préstamo personal es un préstamo amigo, es como ese amigo que te presta una cantidad de dinero para hacer frente a una deuda o a una multa de tráfico, pudiendo pagárselo semanas o meses más tarde.

Y es que estos préstamos personales en línea, al contrario que los préstamos bancarios, basan la relación con el cliente en la confianza, y por eso prácticamente no piden requisitos a la hora de solicitarlos. Una persona sin trabajo, que no disponga de aval y que esté incluida en un registro de morosos, podrá también acceder a financiación y comenzar a poner el broche a sus problemas económicos.

Usa Credy24… ¡y renuncia a los préstamos bancarios!

Para seguir poniéndoselo fácil a esas personas que necesitan un préstamo urgente, Credy 24 pone a su disposición una herramienta que actúa como un comparador de préstamos de dinero en línea, de manera que de un vistazo rápido puedes comparar los distintos préstamos que se ofrecen y escoger el que más te interese. Una manera de ahorrar más tiempo y dineroCredy24 te lo pone fácil. ¿A qué esperas para probarlo? ¡Y pon el punto y final a tus problemas económicos!

Opiniones

No se han encontrado comentarios.